Hay vida sin plancha: 7 maneras de planchar

2. Hervidor de agua

Este método es más adecuado para "suavizar" pequeñas deformaciones en las cosas. Basta con hacer hervir la tetera y enviar una corriente de vapor desde su "pico" a los pliegues, tirando ligeramente de la tela.

Al igual que el método anterior, es aplicable para todos los tejidos.

Tenga cuidado al usar este método, ya que puede obtener una quemadura térmica.